MÉRIDA, YUC.- El candidato de Por México al Frente a la Presidencia de la República, Ricardo Anaya Cortés, aclaró que no está indiciado por ningún delito y señaló que no le tiene miedo a las indagatorias de presunto lavado de dinero y tráfico de influencias, ni al gobierno de Enrique Peña Nieto.

“Es completamente falso (que soy indiciado), le reitero al gobierno de Peña Nieto que no les tengo absolutamente ningún miedo y que les vamos a ganar la elección”, dijo la mañana de este miércoles tras el señalamiento de su oponente José Antonio Meade, en relación a la demanda que se interpuso en su contra ante la Procuraduría General de la República (PGR).

El panista adelantó que los quince días que quedan de campaña serán de intensidad, y definió como una guerra sucia en su contra como un “refrito del refrito”.

Anaya aseveró que investigará todos los casos de corrupción de la actual administración priista.

Meter a la cárcel a quienes han cometido actos graves de corrupción, explicó, “es una convicción profunda, porque yo quiero la paz para nuestro país, y la paz es fruto de la justicia, no de la impunidad”.

“Ya estuvo bueno de que los corruptos se salgan con la suya, tampoco va a haber venganza, lo que va a haber justicia”, advirtió.
Quadratín